domingo, 16 de octubre de 2011

Y me invento cualquier cuento, para verte en cualquier momento.

Hay veces que escribimos por escribir, por necesidad, por placer... Pero cuando al cabo de unos días, revisamos lo que hemos escrito, dices, pero ¿esto lo he escrito yo? es decepción, de que muchas veces, no puedas plasmar lo que sientes de una manera especial. Pero sabes que, que no hay nada más especial que su mirada, que su sonrisa, que él al completo, y sé que jamás conseguiré escribir algo perfectamente perfecto, pero mientras me quede él, lo que yo escriba, sinceramente, no me importa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario